El cineasta australiano Chris Tangey, presenció un fenómeno natural increíble e indescriptible. Sólo las imágenes nos darán una aproximación a este acontecimiento que dio la vuelta al mundo en cuestión de horas.

Lo no menos sorprendente de esta breve pero bizarra historia, es que no hay datos precisos a nivel científico, y las autoridades australianas aún están en fase de investigación. Dicho esto, no nos queda más que esperar el desenlace de esta historia, o quizás, quién sabe, nos hemos topado con un nuevo misterio. Sin duda, el tornado de fuego sorprendió hasta al más escéptico.