Inspirado en los clásicos de Disney, el artista francés Romain Mazevet recrea algunos personajes animados empleando la técnica del reconocido Escher. En un juego de sombras, dimensiones y colores, las figuras van apareciendo bajo trazos abstractos y surrealistas, que finalmente revelan a los emblemáticos protagonistas.

Cada cartel muestra una interesante dualidad, dejando ver dos o más figuras en una misma impresión, haciendo de cada obra un perfecto juego visual que engaña al espectador. Algunas de las siluetas que van cobrando vida en esta serie son la famosa villana Cruela de Vil, Aladino y su lámpara mágica, Dumbo, Alicia en el país de las maravillas, entre otros.

Mazevet, radicado en Francia, ha dedicado su trayectoria a perfeccionar la técnica de ilustración en 2D y 3D, dejándose influenciar por grandes artistas que lo invitan a desafiar las típicas formas de representación, para completar grabados pictóricos con toques paradójicos y mundos imaginarios.